“Chito” cobraba dos sueldos del Estado y le apuntan al intendente de Trevelin

Por/DiarioJornada: Omar Aleuy admitió que el exdirector de Ceremonial percibía un sueldo como empleado municipal pese a su trabajo simultáneo en el Estado provincial. La oposición quiere investigar al jefe comunal. Y advierte que si se comprueba, Alarcón debería devolver un millón de pesos al erario.

El intendente de Trevelin, Omar Aleuy, admitió que Oscar “Chito” Alarcón cobraba un sueldo como empleado municipal al mismo tiempo que ejercía como director de Ceremonial de la Provincia del Chubut. En FM Tiempo Esquel, el jefe comunal dijo que ordenó una investigación para aclarar la situación, aunque los concejales de la oposición lo acusan de ser el responsable de lo ocurrido.

Según el recibo de sueldo de la Municipalidad de Trevelin que se viralizó en las redes sociales, Alarcón cobró en enero $ 22.514,17 de bolsillo como empleado municipal, puesto al que accedió en 1996. Sin embargo, entre 2003 y 2011 Alarcón ocupó el cargo en Ceremonial, por lo cual dejó de percibir ese salario por estar afectado a un cargo provincial, y luego durante la gestión de Martín Buzzi (2011-2015) siguió afectado al Poder Ejecutivo.

Según algunos concejales opositores, cuando Aleuy asumió en diciembre de 2015, Alarcón comenzó a percibir nuevamente sus haberes, a pesar que no podía porque volvió a su cargo de director de Ceremonial con el regreso de Mario Das Neves a la Gobernación. Cargo que ocupó hasta la semana pasada, cuando Alarcón presentó la renuncia al gobernador Mariano Arcioni tras divulgarse una presunta vinculación de Alarcón al Caso Correa, que investiga una defraudación al Estado provincial. El gobernador se encuentra evaluando la dimisión de quien se desempeñaba como director de Ceremonial. De comprobarse el doble cobro, se estima que “Chito” debería devolver alrededor de $ 1 millón.

La investigación abierta por la Unidad Anticorrupción sobre el patrimonio de Alarcón generó que el jueves, la oposición en el Concejo Deliberante intente imponer su propuesta de conformar una “comisión investigadora”, para develar el grado de responsabilidad del intendente Aleuy.

El jefe comunal admitió que la copia del recibo de sueldos de Alarcón, de diciembre de 2017, es real. Le dijo a FM Tiempo Esquel que “el empleado ingresó al municipio en 1996, y venía cobrando una adscripción a Rawson, y la Municipalidad le abonaba el sueldo”.

Agregó que cuando comenzó su gestión en diciembre de 2015, se decidió seguir pagándole a “Chito” Alarcón. “Nunca nos había llegado una solicitud de licencia de la Gobernación. Pero cuando el empleado nos pide la licencia nuevamente en febrero de este año, dejamos de abonarle”.

Aleuy reconoció que el exfuncionario provincial percibió los haberes del municipio desde el comienzo de su gestión, “porque desde el área de Sueldos de Rawson nunca informaron nada al Departamento de Sueldos nuestro, para no seguir abonándole la adscripción”.

Cuando Alarcón solicitó licencia en el municipio se repasó el legajo, y al no haber nada, porque el pedido de licencia recibida tiene fecha de 2015, “iniciamos un sumario administrativo, para averiguar si cobraba en Provincia también, y una vez terminado este procedimiento, de corroborarse que cobraba doble remuneración, tendría que devolver el monto a la Municipalidad”. El sumario tardará 30 días para una resolución. De probarse que el empleado cobró en Provincia y a nivel municipal, lo sancionarán.

El municipio paga 370 sueldos. “Pero yo no reviso y pago los salarios; lo hace el Departamento Sueldos”. El recibo que se viralizó tiene la firma del secretario de Hacienda, Alexis Gilio. De constarse la irregularidad “tendrá que devolver el dinero” una vez que el empleado haga el descargo del sumario.

Leandro Furque, edil de Cambiemos, sostuvo en FM Tiempo Esquel, que “nos compete la actuación política y jurídica del intendente y es a quien debemos investigar; establecer qué delito cometió o no, y establecer la sanción que corresponda”.

Explicó que al Concejo Deliberante no le interesa lo que habría hecho Alarcón, sino lo que hizo Aleuy. Sugirió que son muchos los delitos posibles: abuso de autoridad, violación de los deberes de funcionario público, malversación de caudales públicos, encubrimiento, o estafa.

Un fiscal de Esquel ya estuvo en la Municipalidad para iniciar la investigación. “En caso de que esos delitos ameriten prisión preventiva, el juez de la causa tendría que pedir la destitución, porque el intendente tiene inmunidad”. No obstante observó que tal vez no haya méritos para la prisión preventiva, y por ende no se solicitaría el desafuero. La causa seguiría cuando Aleuy deje el cargo.

Según Furque, el camino de la oposición es pedir la conformación de una comisión investigadora. Esto podría implicar suspensión del cargo, destitución o correr vista a la Fiscalía, que abriría la instancia del juicio civil. El concejal calculó lo que eventualmente tendría que devolver el exdirector de Ceremonial: $ 1 millón, contando los haberes cobrados desde enero de 2016, más intereses.

El edil de Cambiemos recalcó que Aleuy debió saber de la irregularidad. “´Chito´ es muy conocido y es puntero político de él, además de haber sido mano derecha de (Mario) Das Neves en algunas cuestiones”.

Si se corrobora, para Furque el mandatario municipal tendrá que endilgar la responsabilidad a algún empleado, porque “si no es él, es un empleado. El intendente tiene responsabilidad política, y vamos a llegar hasta las últimas consecuencias”. Como Alarcón trabaja en Provincia desde 2003, para el concejal el delito comienza con la designación en Ceremonial, aunque en años anteriores al salario se lo abonaba la Municipalidad. El Tribunal de Cuentas en 2017 visitó el municipio de Trevelin. No detectó la irregularidad.

Formar una comisión investigadora en el Concejo requiere de mayoría absoluta: 6 votos de 10 posibles. La oposición solo reúne 4. Si sucede así “iremos directamente a la justicia penal”.

Irresponsabilidad

El concejal del Partido Justicialista, Héctor Ingram, lamentó que el caso hace que no se vea bien al municipio y menos al intendente Aleuy, a quien le atribuyó “irresponsabilidad política y legal”.

“El jefe comunal y el secretario de Hacienda toman a la comunidad y a nosotros como ingenuos. No podía desconocer que tenía a un funcionario trabajando en la Provincia, y cobrando un sueldo como adscripto del municipio, más sabiendo que era un puntero político de él; era la persona de confianza y con quien se sacaba la foto”.

Recordó que los recibos los firma el titular de Hacienda, y el intendente firma las planillas de haberes, con el listado de empleados y la orden de pago. “Sabe el monto que cobra cada uno, porque no somos tantos los empleados como para que lo desconozca”, acotó.

Refirió un acta de 2016, cuando la Municipalidad pedía un préstamo bancario de $ 2,5 millones. El Concejo pidió al Ejecutivo el listado de proveedores y personal. Había 440 personas entre planta permanente, contratados, etcétera. “Pero saqué la cuenta y eran 509 empleados. Entre los adscriptos figuraban tres personas, y una era Alarcón, cuando debió pedir una licencia política y no cobrar doble sueldo”. En la sesión del jueves la oposición invitará al bloque oficialista de Chubut Somos Todos que acompañe, más allá de lo partidario. “Nos eligió el pueblo para controlar que se cumplan las normas”.