Luca Prodan cumpliría 66 años: el motivo por el que se radicó en la Argentina y cómo se gestó Sumo

El líder de la emblemática banda nació el 17 de mayo de 1953 en Roma. Pasó gran parte de su vida en el Reino Unido hasta que viajó a nuestro país, lugar del que no se fue más. Una breve historia de esos años en los que decidió dejarlo todo y venir a este lado del mundo

Debemos viajar 40 años en el tiempo para señalar el momento en que Luca George Prodan decide dar un giro en su vida. Un giro inesperado porque no estaba en sus planes tomar la decisión de radicarse en la Argentina. En principio, solo iba a visitar a un viejo amigo del colegio pero -por suerte para nuestro rock- su estadía en nuestro país no fue breve.

En 1979, su hermana Claudia se quitó la vida junto a su pareja al encerrarse en un auto e inhalar monóxido de carbono. El hecho significó un quiebre en la vida del artista, que cayó en coma por culpa de su adicción a la heroína. Además, desencadenó en su decisión de venir a nuestra tierra.

Su viejo amigo argentino Timmy McKern le envió una carta y Luca se tomó un avión inmediatamente. «Siempre fue un líder y un rebelde. Desde las épocas en que íbamos juntos al colegio Gordonstoun, en Escocia. Siempre estaba haciendo gastadas», expresaría Timmy al recordarlo años después.

En 2013, el hermano del cantante, Andrea, contó detalles sobre la decisión del músico: «La única relación con la Argentina que existía era la amistad entre Luca y Timmy McKern, que un poco era como él, un bicho raro en un colegio escocés. Uno era el italiano, que estaba ahí, que era Luca; y el otro era anglo-argentino, y obviamente eran considerados bichos raros en el colegio», narró en diálogo con Sandra Mihanovich para el programa «Soy lo que soy», de TN.

«Ahí se engancharon. Y muchos años después, cuando Luca estaba en un momento de grandísima crisis después de haber estado en coma en Londres, perdió muchos amigos por la epidemia de la heroína en Inglaterra e Italia. Ahí apareció una fotografía que Timmy le mandó de él, su mujer y un bebé en las sierras de Córdoba con el mensaje: ‘Te extrañamos, ¡qué lindo sería poder verte!‘. Luca dijo: ‘Tengo que ir ahí‘. Era como su último intento de supervivencia (…). Y finalmente fue la Argentina el país que logró liberar la creatividad de Luca. O sea, el país de la represión, fue el país que desencadenó su libertad», completó.

 El país de la represión fue el país que desencadenó su libertad

Como decía Andrea Prodan en esa entrevista, Argentina atravesaba uno de los períodos más oscuros de su historia: la dictadura hacía estragos y nuestra música sufría la censura. Si bien no sabremos nunca si Luca tuvo en cuenta esa situación a la hora de armar las valijas, sí podemos inferir rápidamente que en definitiva no fue algo que lo detuvo.

Los orígenes de Sumo

Durante su estadía en Córdoba, su amigo McKern -quien se transformaría con el tiempo en el mánager de Sumo-, le presentó al guitarrista Ricardo Curtet, quien en ese momento vivía en Mina Clavero y fue invitado a formar parte del grupo. Tras conversar con él, Luca volvió a Londres para comprar instrumentos y buscar a su amiga Stephanie Nuttal y pedirle que sea la baterista.

Cuando volvió al país, se instaló con la familia McKern en Hurlingham, donde conoció a dos músicos que se incorporarían a la banda: Germán Daffunchio, cuñado de Timmy; y Alejandro Sokol, amigo de Germán.

Una vez que lograron conversar y ponerse de acuerdo en lo musical, todos viajaron a Mina Clavero para reunirse con Curtet, donde comenzarían a darle forma al proyecto. Un par de meses después llegó a la Argentina Stephanie para completar la banda. Entonces, la primera formación de Sumo estuvo compuesta por Luca, en voz; Daffunchio y Curtet, en guitarras; Sokol, en bajo; y Nuttal, en batería.

Una vez establecidos, decidieron hacer unas grabaciones en Córdoba pero al poco tiempo pensaron que lo mejor era volver a Hurlingham, de donde era la mayoría de los miembros. Además, estar en el Gran Buenos Aires les iba a permitir recorrer la escena under. Sin embargo, fue allí cuando sufrieron la primera desvinculación: Ricardo Curtet priorizó su familia y se volvió a Mina Clavero.

FUENTE: Infobae